Logo

Logo

domingo, junio 07, 2015

Biodescodificación

hermandadblanca_biodescodificacion-700x315

La descodificación biológica es una nueva herramienta terapéutica para recuperar la salud mediante el análisis tanto de los síntomas físicos como los psíquicos.

Según esta teoría, la enfermedad no proviene de fuera, sino que la considera como un «programa biológico» que responde de una forma somática (afección de un órgano) a un conflicto que la mente no ha podido resolver. A través de la biodescodificación la persona llega hasta la emoción oculta asociada al síntoma que padece (la enfermedad) para descodificarla y así favorecer la curación mediante la liberación de la emoción que hay en su subconsciente.

La Biodescodificación persigue que la persona que se encuentra enferma se llegue a plantear estas preguntas: ¿Qué es lo que me ha llevado hasta aquí? ¿Con que fin mi cuerpo se expresa con alergias, dolencias, cáncer, esclerosis, fibromialgia, diabetes, osteoporosis, frigidez, depresión, ansiedad, asma, etc.?

Todas y cada unas de las enfermedades llevan asociado un conflicto emocional que está pendiente de resolver. Con esta nueva herramienta se persigue llegar a la emoción oculta, no expresada, para que la persona pueda hacerse consciente de ella, la pueda expresar verbalmente y así comience su proceso de curación.

Algunas de las teorías que se abordan en la Biodescodificación son los Ciclos Biológicos Memorizados Celulares descubiertos por M. Fréchet, el Proyecto Sentido, y el Análisis Transgeneracional creado por A. Schutzenberger. Todos ellos combinados, analizan los factores que intervienen en la programación o codificación de las enfermedades.

Estos Ciclos Biológicos Celulares Memorizados, parten de la observación que este profesor de la psicología clínica hizo acerca de numerosas repeticiones de síntomas, traumatismos, shocks, etc., que se suceden de forma repetitiva en nuestra vida.

Ante los conflictos no resueltos, eventos o situaciones traumáticas, ya sean físicas o psíquicas, nuestro subconsciente responde almacenándolos como si de un programa informático se tratara, grabándolos en nuestro «disco duro». Esa información se instala como una creencia destinada a repetirse en el tiempo y se manifiesta a través de diferentes eventos en la vida que tienen el mismo denominador común aunque no seamos capaces de relacionarlos o aparentemente no tengan conexión entre sí.

La reprogramación de la memoria celular permite encontrar el núcleo del conflicto, eliminar esa carga y sustituirla por una nueva información saludable. Por ejemplo trabaja sobre la reparación de los vínculos familiares, estableciendo relaciones desde una nueva óptica y generando vínculos más adecuados a nuestras vivencias actuales.

Un segundo aspecto dentro de la Biodescodificación se refiere al análisis de las siguientes cuestiones: ¿En qué estado de ánimo se hallaban nuestros padres durante la concepción y qué ocurrió en el seno de la familia durante nuestra gestación?

Lo que nuestros padres pensaron y desearon inconscientemente en el momento de nuestra concepción es una información no-consciente que nos han traspasado y que permanece unida a nuestras vidas: el ambiente de la concepción, la situación de los padres, el lugar, la relación familiar, su actitud ante la posible llegada de un nuevo ser, los proyectos tanto personales como sentimentales como hacia el bebé. El Proyecto Sentido busca llegar a hacernos conscientes de todo ello, reconocerlo y liberarnos de su carga emocional.

Por último, al recurrir al Análisis Transgeneracional, tomamos en cuenta y evaluamos el modo en que cada persona reacciona frente a los sucesos que le toca vivir en su entorno familiar, laboral, social, ya sean próximos o lejanos.

Todas las personas «cargamos» con dinámicas inconscientes familiares, fechas, nombres, lugares, vivencias de generaciones que nos precedieron y que, aún sin saberlo, influyen sobre nosotros, en nuestras elecciones, en el lugar que ocupamos en la familia, en nuestros éxitos y fracasos. Por el mero hecho de pertenecer a una familia su historia nos afecta, independientemente de la distancia emocional. Al descubrir conexiones entre lo que sucede en el aquí y ahora de la vida de la persona con acontecimientos de la historia familiar se recuperan recuerdos alojados en nuestro subconsciente, lo que desemboca en una experiencia profundamente sanadora y liberadora.

«La enfermedad es el esfuerzo que hace la naturaleza para sanar al hombre» C. G. Jung
Paloma HornosTerapeuta en Técnicas Energéticas