Logo

Logo

domingo, noviembre 23, 2014

¿Qué es la quinta dimensión?

¿Qué es la 3ª Dimensión?
La tercera dimensión (3D) es una caja de creencias rígidas, más o menos, con un conjunto de reglas y limitaciones relativamente inflexibles. La mayoría de nosotros hemos estado jugando este juego por vidas enteras, por lo que tendemos a pensar que es el único juego disponible para nosotros. Pero nada podría estar más lejos de la verdad. Una de las rígidas creencias 3D que estructura nuestras
vidas –nuestros pensamientos y sentimientos y acciones– es el tiempo lineal.



El tiempo lineal es una creencia y estructura opcional que nos permite “vivir” una experiencia de un pasado y un futuro… y luego nos morimos. Debido a que esta creencia es la suposición predeterminada de la conciencia 3D de las masas, y los eventos parecen confirmar esa creencia, la mayoría de nosotros pensamos y actuamos como si fuera verdad.
Pero ahora todos estamos despertando de la ilusión de esta omnipresente creencia. Y a medida que te vuelves más consciente, te das cuenta de que el tiempo en 3D es en realidad un bucle de tiempo. Lo que experimentas en “el pasado” es más o menos en lo que pones tu atención ahora, y proyectas esa realidad “al futuro”, y por tanto, lo experimentas una y otra vez.
Por lo tanto, la estructura del tiempo es muy específica (y limitante) en la 3ª dimensión, pero tu experiencia del tiempo es muy diferente (y empoderante) a medida que pasas a dimensiones superiores.
Todo en una conciencia 3D es también muy condicional. El concepto de, por ejemplo, `amor incondicional’, no existe en la 3ª dimensión. Si experimentas `amor incondicional’ o `paz incondicional’, en realidad has pasado a una conciencia de cuarta dimensión (4D).

Verás, en la experiencia terrenal actual, tenemos acceso a la conciencia tanto de 3ª como de 4ª dimensión, pero la mayoría de nosotros rara vez salimos de los hábitos rutinarios de pensamiento y sentimiento 3D. La 3ª dimensión además no ofrece ninguna posibilidad de elección. Nosotros no elegimos nuestros pensamientos, sentimientos y acciones a cada momento (ésa es
una habilidad de 4D y 5D), sino que reaccionamos a partir de creencias inconscientes y condicionamiento, a las personas y situaciones que aparecen en nuestro espacio.

La dualidad ofrece otra estructura rígida para la experiencia 3D. Arriba/abajo. Izquierda/derecha. Debería/no debería’. Desde la caída de la Atlántida hace 12.500 años, nos hemos vuelto muy temerosos como una forma de vida, y en ese miedo hemos aprendido a definir muy estrechamente lo bueno y lo malo, lo correcto e incorrecto, etc. El juicio inconsciente impregna el pensamiento 3D.
Aun más, nosotros percibimos nuestra experiencia 3D predominantemente con el hemisferio izquierdo del cerebro, sede de la mente racional, y por lo tanto usamos solamente de un 5 a 10 por ciento de la capacidad cerebral para jugar al juego 3D. La mayoría de nosotros sospechamos que el resto de nuestro cerebro tiene que hacer algo, pero no tenemos idea de lo que realmente hace y cómo
funciona. De hecho, lo que nos permite hacer el resto del cerebro es funcionar en las más elevadas 4ª y 5ª dimensión, y más allá.

En este momento ya tenemos el potencial, todo el equipo necesario y el cableado, para ser plenamente conscientes de todas estas dimensiones. Pero nuestros hábitos de pensar y de sentir, grabados a lo largo de muchas vidas, nos incapacitan y nos limitan a la experiencia 3D. Nuestra mente racional del cerebro izquierdo sólo sabe lo que sabe, y no sabe lo que no sabe, y trabaja
incansablemente para mantenernos dentro de un estrecho rango de pensamiento y posibilidades objetivas 3D. Y nosotros, mayormente, le hemos seguido la corriente. Pero ya no.

Las crecientes energías de luz y frecuencias del Cambio están recableando nuestros cerebros para permitirnos acceder a una gama mucho más amplia de información y posibilidad que la que está disponible en la 3ª dimensión. Estas energías de luz nos están preparando para la experiencia 4D y 5D, a la vez que están eliminando las rígidas “reglas” 3D de nuestra conciencia.
¿Y qué es la 4ª Dimensión?
Las “reglas” de la conciencia de 4ª dimensión proporcionan una mayor sensación de facilidad, posibilidad y capacidad que las estructuras de la 3ª dimensión. El tiempo en 4D, por ejemplo, es siempre tiempo presente. El enfoque sólo está siempre en este momento, lo que está sucediendo ahora mismo. Nuestros cuerpos ya conocen sólo este tiempo presente; no pueden conocer `ayer’ ni `mañana’, y como seres conscientes en nuestra alineación natural en la 4ª dimensión, funcionamos absolutamente en este “Ahora” de la conciencia y atención del tiempo presente.
Cuando nuestro punto de atención se convierte en conciencia de tiempo presente, la elección vuelve a ser posible. Podemos observar cualquier y todo evento con un sentido de desapego, simplemente como información a considerar, y desde esa plataforma quieta y despejada, somos entonces, y sólo entonces, libres de elegir nuestra respuesta. En la 4ª dimensión somos “capaces de responder”.
Un concepto y posibilidad conocido como paradoja también está disponible en el tiempo presente de la conciencia 4D. Paradoja simplemente significa que lo que era cierto hace un momento podría no ser cierto ahora. Y lo que era falso hace un momento podría ya no ser falso. En lugar de aplicar definiciones rígidas y pre-existentes a cualquier experiencia, elegimos nuestra versión y vibración
preferida a cada momento.

Así pues, a medida que nos adentramos en la conciencia 4D en tiempo presente, con el poder de elección y la capacidad de respuesta, y la flexibilidad de la paradoja, la capacidad de alterar el juego para realzar nuestra felicidad y bienestar se vuelve disponible.
Curiosamente, la conciencia 4D no será una opción a largo plazo después de que el Cambio despeje las rígidas estructuras de la conciencia 3D. La 4ª dimensión está sirviendo como un esencial –pero de corta duración– trampolín o plataforma vibratoria desde la cual todos pasaremos a la conciencia de 5ª dimensión. 5D es la meta para la Tierra y todos sus habitantes. Los arcángeles han dicho que toda la conciencia de la Tierra será conciencia de quinta dimensión para el año 2015.
Pero aunque la 5ª dimensión es la meta, la experiencia de la 4ª dimensión es esencial. No podemos entrar a la 5D directamente desde la 4D. Todo el equipaje mental y emocional de la 3ª dimensión se debe dejar en la puerta a la 4ª dimensión, y sólo podemos entrar en la 5ª dimensión después de convertirnos en maestros de nuestros pensamientos y sentimientos en la 4ª dimensión.
Se requiere un poco de ensamblaje.

¿Y qué es la 5ª Dimensión?
La 5ª dimensión opera, en gran medida, en una forma completamente diferente de la 3ª y 4ª dimensión.
El tiempo en 5D es tiempo instantáneo, es decir que todo (todas las posibilidades) ocurren en el mismo lugar en el mismo momento. En 5D, enfocas tu atención y la respuesta o experiencia se te da exactamente cuando y donde te enfocas.
Pide y se te dará.
En 5D, no tienes que moverte ni ir a ninguna parte en pos de tus respuestas o experiencia; todo viene a ti fácilmente y sin esfuerzo basado en el punto de atención y vibración que elijas mantener en todo momento. Cuando estás vibrando en la conciencia 5D, no creas con forma como lo haces en la 3ª y 4ª dimensión, creas con luz y patrones de luz y frecuencias de luz. Aplicas sonido y color y formas geométricas. Interactúas conscientemente con el Creador y todos los Seres de Luz.
En esta conciencia acrecentada, la mente racional juega un papel mínimo. Regresa a un enfoque pequeño y específico, que es el que debe tener: concretamente, el bienestar del cuerpo físico.
Pero antes de poder mudarnos a nuestro hogar vibratorio que es la conciencia 5D, primero tenemos que convertirnos en maestros de las vibraciones y posibilidades de la conciencia 4D. Éste es el enfoque del Cambio para la mayoría de la gente mientras nos dirigimos hacia los acontecimientos cada vez más acelerados del 2012.

Entonces, ¿cómo nos volvemos maestros de la conciencia 4D? Las Herramientas del Tiempo Presente 4D Como ya mencioné, 4D es el `ahora mismo’ del `tiempo presente’. Pero el tiempo
presente en realidad tiene cuatro niveles diferentes.

Todos entramos en el tercer nivel. A medida que evolucionamos vamos a adentrarnos en el cuarto y último nivel. En ese nivel, cuando pienses: “me gustaría una manzana”, la manzana va a aparecer en tu mano. Por lo general, cuando digo eso la gente se emociona mucho. Y es emocionante. Sin embargo… hay un sin embargo.
La gran mayoría de la gente en este planeta no está preparada para ser los amos de cada pensamiento, sentimiento y acción suya a cada momento. Pero no hay opción. Es una habilidad básica necesaria de la conciencia superior 4D y 5D. Una de las razones por las que se creó la tercera dimensión era proporcionar un “patio de juegos” donde cada uno pudiera practicar y perfeccionar la vibración de nuestros pensamientos y sentimientos. Para lograr esto, el patio de juegos en 3D tiene un margen de tiempo. En lugar de la `manifestación instantánea’ hay un intérvalo entre el pensamiento que tenemos y la manifestación o experiencia de ese pensamiento. En su mayor parte, somos muy descuidados con este margen. En lugar de enfocarnos en lo que queremos, y permitir que esto se desarrolle con
el tiempo, escupimos ira, frustración, aburrimiento, preocupación, ansiedad, culpa, miedo, buscamos culpables – todo tipo de pensamientos y sentimientos inarmónicos inferiores. Nos comportamos como si pudiéramos pensar y sentir cualquier cosa con impunidad porque no vemos los resultados inmediatos de nuestro pensamiento.

Pero ya no. Puesto que el tiempo lineal 3D está colapsando en un solo punto del tiempo presente, el margen de tiempo está colapsando también. Tenemos menos oportunidades para practicar ser conscientes de nuestros hábitos mentales y emocionales antes de que lo que pensemos sea lo que recibamos. Esto es algo muy importante.
Afortunadamente, algunas herramientas energéticas sencillas pueden ayudarte a manejar tus pensamientos y emociones a cada momento para que puedas estar preparado para una oportunidad sin precedentes y desafío de vivir y crear en tiempo presente en las dimensiones superiores.
Permitir que el Cambio despeje tus pensamientos y sentimientos inconscientes… En términos sencillos, el Cambio está utilizando una onda de frecuencias de luz para eliminar lo que no somos, y otra onda para recordarnos quiénes somos. El Cambio sabe dónde hemos almacenado hábitos inconscientes y no deseados de pensamiento y emoción reaccionaria, y la luz está limpiando todo esto de nuestra vibración.
Sin embargo, a medida que estos pensamientos y sentimientos inferiores sean despejados, ellos se van a presentar en nuestra conciencia, y van a magnetizar hacia nosotros a las personas y circunstancias que reflejan estas energías caóticas. ¿Cómo manejar estas energías, a menudo poderosas, cuando aparecen? Ustedes las permiten. Si pueden simplemente observarlas con un sentido de desapego conforme se presentan –sabiendo que sólo están apareciendo para ser eliminadas– desaparecerán rápidamente, y ni siquiera van a recordar para qué fue tanto jaleo.
Pero si los agarras y te enganchas con estos pensamientos y sentimientos caóticos, si insistes en sentirte culpable o preocuparte, si sigues discutiendo que “Yo no estoy bien” o “Ellos no están bien”, estas energías no van a desaparecer de tu espacio – y el Cambio, conforme se acelere cada vez más, se va a convertir en un camino lleno de baches y muy `no está bien’ para ti.
Recuerda que muy a menudo lo que se presenta ni siquiera es tuyo, no te pertenece a ti. Reconócelo y sabe que está presentándose para ser eliminado… para siempre. Toma un par de respiraciones profundas, sal a caminar, escucha música – pero lleva tu punto de atención a algo de mayor vibración.
Comprender la 4ª Dimensión Inferior y Superior Para simplificar otro aspecto importante del Cambio, imaginemos que la 4ª dimensión tiene sólo dos partes – una 4ª dimensión inferior y una 4ª dimensión
superior. (Esto no es técnicamente cierto, pero es una distinción útil.) Como ya he mencionado, la forma va a permanecer cuando desaparezca la 3D. Vamos a seguir experimentando casas y coches y árboles. Pero el miedo, los juicios, condena y culpa, correctos e incorrectos, van a desaparecer. Toda esta densa energía emocional, que es lo único que nos impide jugar en las dimensiones
superiores en este momento, simplemente va a ser retirada de nuestro espacio. Sin embargo, dependiendo de la vibración de los pensamientos que estés pensando conforme desaparece la 3D, te encontrarás ya sea en la 4ª dimensión inferior o en la 4ª dimensión superior.

La 4ª dimensión inferior, que también se llama el plano astral o espacio del sueño, contiene todos los pensamientos pensados alguna vez por cualquiera en la 3ª dimensión. Todos los pensamientos juntos en unidad.
Francisco Javier García Azañedo II